lunes, 22 de agosto de 2016

LOS TRABAJADORES CON MÍSERAS PARTICIPACIONES- LAS GANANCIAS EXTRAORDINARIAS DE LA CORPORACIÓN LINDLEY

ESCRIBE: JORGE MANCO ZACONETTI

Publicado: Diario Uno* (21/08/2016)

En más de 15 años de crecimiento y expansión de la Corporación Lindley, lamentablemente no se ha reconocido el gran aporte de sus trabajadores para alcanzar los objetivos trazados por los accionistas en los planes de inversión, que han convertido a la corporación en la empresa líder del mercado de las bebidas no alcohólicas, pues explica más del 65 por ciento de dicho mercado con las marcas Inka Kola, Coca Cola, Fanta, Crush, Sprite, San Luis etc. 

Sin dicha contribución la Corporación Lindley no  habría alcanzado el liderazgo internacional, ni tampoco hubiese logrado la buena performance que hoy tiene en el mercado bursátil mundial, ni habría fortalecido su patrimonio neto, ni mucho menos las diversas fracciones de la familia Lindley habrían obtenido los más de 571 millones de dólares de excedente por la venta de la mayoría accionaria a sus nuevos dueños, los grupos de poder mexicanos que controlan Arca Continental.}

Proceso de Compra/Venta que dicho sea de paso fue sancionada por la Superintendencia del Mercado de Valores de Lima (SMV) con la ridícula suma de S/ 770 mil soles es decir con menos de 215 mil dólares por las siete faltas cometidas en el proceso de venta de la mayoría del paquete accionario a la transnacional mexicana Arca Continental. La perla más grave y reconocida por la SMV que explica parte de la sanción: A la Corporación Lindley se le sanciona por  presentar a la Superintendencia (SMV), a la Bolsa de Valores, al inversionista, y a cualquier otro sujeto del mercado, “información inexacta, falsa o tendenciosa; o divulgar dicha información en el mercado” (Semana Económica 21 de julio 2016)

En tal sentido, cabe preguntarse si la Corporación Lindley ha realizado tales acciones con el organismo regulador, afectando la transparencia del mercado, presentando información falsa, qué no hará con los estados financieros para mezquinar a sus trabajadores una justa participación en las utilidades en los últimos años. Por ello, cabe interrogarse ¿Cuánto de éstos 571 millones de dólares corresponden a utilidades no distribuidas? ¿Cuánto de éstos 571 millones de dólares se explican por los míseros salarios pagados a sus trabajadores? ¿Cuánto de estos 571 millones de dólares se explican por impuestos dejados de pagar que hubiesen financiado hospitales y colegios?

Esta relación de la Corporación Lindley con sus trabajadores expresa las relaciones capital/trabajo en el marco de un capitalismo tradicional, propio del siglo XIX, de ese “capitalismo salvaje” que ha sido denunciado hasta por el mismo Papa “Francisco”. En esta relación solamente gana la empresa, los accionistas mayoritarios, pues a los minoritarios le sacan también la vuelta, el propio estado pierde pues percibe menores impuestos y claro está los trabajadores.

Mientras la empresa busca maximizar las ganancias a como dé lugar, los trabajadores luchan por salarios justos y equitativos, es más en una relación moderna entre la empresa y el trabajo debiera existir una correlación entre los ingresos laborales y la extraordinaria rentabilidad de la empresa, como es el caso de la Corporación Lindley. 

En este punto existe una preocupación central en el conjunto de los trabajadores obreros, empleados, ejecutivos que son más de 2,613 trabajadores, pues en los últimos años se ha enajenado la distribución de utilidades, con el argumento de pérdidas económicas a pesar del aumento del patrimonio y la expansión física a lo largo y ancho del país como se ha demostrado en artículos anteriores.

Sirva como ejemplo los resultados al I Semestre del 2016 en relación a los resultados obtenidos en períodos anteriores. Así, los ingresos al primer semestre en el  año 2012 de la Corporación Lindley fueron de 1,048 millones de soles, la utilidad operativa sumó los 93,5 millones y una utilidad neta residual de 39 millones. En el primer semestre del 2015 los ingresos treparon a los 1,212 millones, las utilidades operativas aumentaron a 137 millones de soles, y las utilidades netas se achicaron a 6,5 millones entre otras razones por pérdidas de diferencias de tipo de cambio, y precios a futuro en las compras de azúcar.

En el primer semestre del 2016 en relación al primer semestre del 2015, los ingresos se incrementan en más del 13,1 por ciento pasando de los 1,212 millones de soles a 1,371 millones. Igualmente la utilidad operativa aumenta en un 178 por ciento, es decir casi se triplica, pasando de los 137 millones de soles a los 381 millones; y la utilidad neta se dispara de manera extraordinaria pasando de los 6,5 millones de soles a los 191 millones. Es decir, aumenta más de 28 veces. Ver cuadro

Estos resultados positivos que aparentemente debieran favorecer al conjunto de los trabajadores 1,549 obreros, 1,010 empleados y 54 ejecutivos con una participación del 10 por ciento sobre la utilidad antes de impuestos, considerando la utilidad imponible a la cual le deducen una serie de partidas, tales como depreciaciones, amortizaciones, los gastos sociales de los gerentes, las pérdidas por compras y ventas a futuro, deterioro de inventarios, los gastos realizados en salud, las provisiones diversas. Es decir, le cargan una serie de gastos que tributariamente son deducibles. Por ello, en una restaurante de primer orden le preguntan boleta o factura, si es factura lo podrá deducir como gasto de representación



Es decir, se cargan al costo de ventas, a los gastos de venta y administrativos una serie de rubros que necesariamente no significan una salida de capital o de riqueza hacia afuera. En especial los montos considerados y descontados por concepto de depreciaciones constituyen parte del excedente económico, que en última instancia ha sido generado por el trabajo en conjunto. 

En tal sentido, el reto de la contabilidad será convertir estos resultados preliminares exitosos en pérdidas contables, o en mediocres para disminuir la utilidad imponible, seguir abonando menos impuestos y sustrayendo a los trabajadores la justa participación sobre las utilidades que por ley les corresponde.

La Corporación Lindley ahora en manos mexicanas se ha capitalizado a pasos agigantados liderando el mercado de bebidas y gaseosas en el Perú, con presencia internacional, aumentando su patrimonio, mientras los trabajadores perciben magros aumentos al básico, se les enajena su participación en las utilidades de la empresa entre el 2013 al 2015 con supuestas pérdidas contables mientras la Familia Lindley realiza el gran  negocio, con la venta de la mayoría accionaria por más de 776 millones de dólares y un adicional de 150 millones de dólares para que no compitan con los nuevos dueños. 

De tal forma que en la llamada era de la globalización, la rentabilidad de las empresas debiera ser analizada no sólo en base a la contabilidad tradicional. Debe tomarse en cuenta también la relación de la empresa matriz con sus principales accionistas, sus empresas subsidiarias o filiales con las cuales desenvuelve sus transacciones; considerando además las inversiones de sus accionistas en la empresa y en actividades conexas o no conexas, para desmarañar y exponer las llamadas “ganancias ocultas”, porque lo declarado como pérdida en una empresa es ganancia para la empresa filial o “relacionada”; es decir lo que entra como gasto por un lado, se muestra como ingreso al otro lado; así en la suma final la cabeza del grupo empresarial o del principal accionista siempre gana. 

En verdad, en el proceso de compra/ venta de la mayoría accionaria de la Corporación Lindley han sido afectados los trabajadores pues no han percibido una compensación o reconocimiento económico como lo hubiesen hecho los viejos patriarcas fundadores de la empresa, que respetaban y reconocían el esfuerzo de sus trabajadores que formaban una gran familia. 

Adicional a ello  existe una preocupación central en los trabajadores pues a las crecientes utilidades al primer semestre del 2016 que han trepado  a más de 191 millones pudiendo duplicarse a fin de año, sin embargo por arte de magia contable las utilidades se disiparán disminuyendo ostensiblemente por una serie de factores y mecanismos que se explicarán próximanente, afectando los intereses laborales. ¿Los mexicanos cambiarán la historia?

(*) Ver Publicación en:
 http://diariouno.pe/2016/08/21/trabajadores-ahogados-por-gaseosas-y-licores/

No hay comentarios: